Noticias

MNP denuncia hechos de tortura hacia adolescentes en centros educativos de Itauguá y Villarrica

 

El Mecanismo Nacional de Prevención de la Tortura (MNP) constató en recientes visitas de inspección, hechos de tortura hacia adolescentes privados de libertad en los centros educativos de Itauguá y Villarrica, por lo que recomienda al Ministerio de Justicia la inmediata separación de sus cargos de los directores.

En el Centro Educativo Itauguá (CEI) se detectó que la actual dirección habilitó celdas de castigo para los adolescentes, donde los mismos eran mantenidos por 24 horas encerrados y aislados por completo del contacto con otras personas. La utilización de celdas de aislamiento y castigo viola estándares de derechos humanos, expuestos en la legislación nacional como en la internacional. Los adolescentes permanecían, sobre todo los primeros días, en las celdas sin camas, sin colchones y sin pertenencias personales, y sin que se les explique el motivo de su alojamiento en dicho espacio.

Asimismo, los adolescentes refirieron ser víctimas constantes de golpes, amenazas y traslados arbitrarios por parte del Director del CEI como de funcionarios a cargo del mismo.

El Centro Educativo Sembrador de Villarrica (CESV) está siendo monitoreado especialmente por el MNP, atendiendo que en el mes de agosto del corriente año se verificaron situaciones graves de torturas y malos tratos. Posterior a la inspección del MNP, el Ministerio de Justicia ordenó la intervención del centro. Hace un mes finalizó la intervención y fue contratado como director el Francisco Benítez Escobar.

En la inspección de seguimiento del CESV que realizó el MNP, se recabó información sobre situaciones de violencia hacia los adolescentes por parte del director Benítez, entre otros agravamientos de las condiciones de detención respecto al momento de la intervención.

Ante estas graves situaciones de torturas, el MNP remitió al Ministerio de Justicia los informes de seguimiento de las visitas de inspección realizadas al CEI (15 de diciembre) y al CESV (20 de diciembre), en los cuales se solicita iniciar un sumario y separar de manera inmediata de sus cargos al Director del Centro Educativo de Itauguá, Antonio Bazán; y al Director del Centro Educativo Sembrador de Villarrica, Francisco Benítez Escobar. Igualmente, el MNP pide que se los separe del contacto directo con adolescentes privados de libertad en cualquier establecimiento, a fin de evitar represalias hacia los adolescentes privados de libertad que habrían sufrido torturas y malos tratos por parte de los mismos.

Durante el año 2016, el MNP ha realizado un monitoreo profundo de todos los centros educativos donde se alojan adolescentes en conflicto con la ley penal, detectando que la tortura y los malos tratos se utilizan sistemáticamente en los mismos como parte “normal” del procedimiento de sanciones. En este sentido es importante recordar que tanto la legislación nacional como la internacional vigente en Paraguay prohíben la utilización de la tortura en cualquiera de sus formas.

Para mayor información, contactar con el comisionado del MNP, Dante Leguizamón. Cel.: 0981555430 

Presentación de los resultados finales del Censo de mujeres privadas de libertad 2015

El Mecanismo Nacional de Prevención de la Tortura (MNP) presentó los resultados del Censo de mujeres privadas de libertad 2015 - Condiciones de vida, vulneración de derechos humanos, tortura y malos tratos, estudio que es el resultado del compromiso institucional del MNP en la promoción de acciones para la investigación y la generación de conocimientos sobre sus ámbitos de intervención. Busca establecerse como insumo básico para la elaboración de políticas públicas basadas en la necesidad de la población penitenciaria de mujeres.

El presente informe de investigación fue preparado con base en los objetivos fundamentales del Mecanismo Nacional de Prevención de la Tortura de Paraguay (MNP), creado por Ley Nº 4.288/11, institución que tiene la finalidad de prevenir prácticas o situaciones que puedan ser propicias, faciliten o puedan derivar en torturas u otros tratos o penas crueles, inhumanos o degradantes hacia personas privadas de libertad, en situación de encierro o custodia. 

Por tal motivo, el Mecanismo considera estratégica la generación de información científica, válida, sólida y confiable sobre instituciones de encierro, en este caso de penitenciarías de mujeres, o áreas de mujeres en penitenciarías de varones del Paraguay. 

Algunos de los motivos por los cuales se optó por el censo como metodología fueron, que existe la necesidad de generar información fidedigna acerca del total de mujeres que se encontraban privadas de libertad durante la recolección de los datos, con la finalidad de establecer una línea de base, de datos y de información lo más precisa posible acerca de una población en situación de vulnerabilidad como lo es la de mujeres privadas de libertad. 

Otro criterio fue que, con base en experiencias pasadas, el MNP tuvo conocimiento de que varias personas, al ser entrevistadas a profundidad en instituciones como las cárceles de mujeres, quedan expuestas a la vista de guardias, funcionarios y funcionarias de estos establecimientos, por lo que son claramente identificadas, y  luego de las visitas sufrían represalias por parte de los/las funcionarias. Con el censo se minimizó aquel efecto, ya que se entrevistó a casi la totalidad de las mujeres privadas de libertad.

Asimismo, otra razón para la elección tanto del censo como de la población de mujeres privadas de libertad fue que el MNP está interesado en resaltar la experiencia diaria de las mujeres en estos contextos de encierro, sacarlas a la consideración pública, y darle voz a las mujeres privadas de libertad en las cárceles del Paraguay, ya que se considera que la realidad diaria y cotidiana de la población de mujeres en las cárceles se encuentra invisibilizada por parte del Estado. 

En el presente informe se encuentra la descripción más actualizada de la realidad que se vive en las nueve instituciones de encierro para mujeres en el Paraguay. La misma fue ordenada por dimensiones, las cuales cuentan asimismo con sub dimensiones. De esa manera, se expone la información recolectada sobre datos sociodemográficos; condiciones preexistentes de discriminación de género; datos judiciales; sobre el acceso a derechos en condición de encierro; grupos en situación de vulnerabilidad dentro de los penales; vínculos familiares y sociales; patrón de torturas y maltratos; y, acerca del régimen disciplinario en las penitenciarías. 

En los anexos se comparte el instrumento utilizado para la recolección de los datos. Por último, se incluye además el enlace de internet en donde podrá igualmente acceder de manera irrestricta a la base de datos generada por el censo. 

Se espera de esta manera democratizar el acceso a esta información de las condiciones de vida y la situación intramuros en la que se encuentran las mujeres privadas de libertad, a la comunidad científica, académica, universitaria, y la sociedad civil en general, ya que no se pretende agotar el análisis de los resultados y de los datos en este informe. 

El Censo de Mujeres Privadas de Libertad 2015 es un estudio realizado por la Comisión Nacional de Prevención de la Tortura y otros tratos o penas crueles, inhumanos o degradantes, integrado por los/as comisionados/as: Stella Maris Cacace, Dante Leguizamón, Roque Orrego Orué, Carlos Portillo Esquivel, Diana Vargas y Soledad Villagra. La coordinación general del censo estuvo a cargo de José Galeano Monti y Oscar Balbuena Jara, de la Dirección de Investigación del MNP, así como en la redacción junto a Hugo Valiente, asesor Jurídico del MNP. Servidores públicos del MNP involucrados en la tarea: Limpia Díaz, María Elisa Rivarola, José Carlos Lezcano y Víctor Rocholl. La difusión del material a cargo de la asesora en comunicación del MNP, Natalia Ruiz Díaz Medina. Cabe recordar que este trabajo contó con el invaluable apoyo de voluntarios y voluntarias, estudiantes universitarios de diferentes instituciones educativas.

Descargue el Censo en: http://www.mnp.gov.py/index.php/investigacion-social/2015-08-23-04-09-46/Publicaciones/Censo-de-Mujeres-Privadas-de-Libertad-2015/ 

MNP articula estrategias de vigilancia del cumplimiento de sus recomendaciones para la prevención de la tortura

El Mecanismo Nacional de Prevención de la Tortura (MNP) realizó el lunes 12 de diciembre el Encuentro de escabinos/as y voluntarios/as del MNP, en el local del Archivo Nacional (Mcal. Estigarribia esq. Iturbe), a fin de evaluar las acciones y establecer las bases para una articulación en red para la prevención de la tortura y los malos tratos. 

Este encuentro reunió a escabinos y escabinas, voluntarios y voluntarias de Asunción, Ciudad del Este, San Pedro, Encarnación, Pedro Juan Caballero y Concepción que han acompañado en las visitas de monitoreo y seguimiento de los/as comisionados/as y el equipo técnico de la institución del MNP, en los diferentes ámbitos de intervención. 

Esta actividad tiene por objetivos: evaluar desde los/as escabinos/as y voluntarios/as la participación en el MNP; así como propiciar la articulación a nivel local y a nivel de red, a través de estrategias identificadas para la vigilancia del cumplimiento de las recomendaciones del MNP.

Cabe señalar que el MNP promueve la vigencia de un Estado que prevenga la institucionalización de la tortura y otras formas de violencia y crueldad, e impulsa la participación ciudadana para la plena vigencia de los derechos humanos a través de la prevención de la tortura y otros malos tratos. Esta participación ciudadana se verifica, principalmente, mediante la figura del Escabinado.

Los escabinos y escabinas son ciudadanos expertos en determinadas áreas, que son electos por los comisionados para llevar a cabo funciones específicas que la institución identifique sean necesarias. La ley establece que deberán colaborar en la planificación anual de las actividades de la institución. Además, se cuenta con personas que realizan trabajos voluntarios, como estudiantes universitarios, que dan apoyo al Área de Investigación. 

El MNP fue creado por la Ley 4288/2011, conforme al mandato del Protocolo Facultativo a la Convención contra la Tortura de la Convención contra la Tortura, para prevenir prácticas de tortura y proteger a las personas privadas de libertad o en situación de encierro que pudieran sufrir tortura y otros tratos o penas crueles, inhumanos o degradantes. 

 

MNP solicitó tutela jurisdiccional a favor de internos de la Penitenciaría de San Pedro por condiciones infrahumanas

El Mecanismo Nacional de Prevención de la Tortura (MNP) solicitó la tutela jurisdiccional a favor de 80 personas privadas de libertad del Pabellón A Condenados de la Penitenciaría Regional de San Pedro, debido a la constatación de encierro bajo condiciones infrahumanas. A partir de la presentación que realizó el MNP, el juez de ejecución penal de la circunscripción de San Pedro se constituyó el miércoles 26 en el penal para la verificación de las condiciones de reclusión. Se halla pendiente la resolución final.    

El MNP realizó una visita de inspección y seguimiento de sus recomendaciones formuladas en el Informe de Monitoreo Nro. 13/15 de noviembre de 2015 referente a la Penitenciaría de San Pedro, coordinada por los comisionados Dante Leguizamón y Stella Cacace, oportunidad en la que se constató, mediante la observación directa y testimonio de varios internos entrevistados, la situación que afecta a la población carcelaria, lo que motivó la presentación de petición de tutela jurisdiccional. 

El Pabellón A Condenados presenta niveles inaceptables de hacinamiento; cuenta con 39 celdas, con una dimensión de 2,70 por 4 m (conforme a esta superficie y a los estándares de derechos humanos, no podrían albergar a dos personas sin producir hacinamiento); se hallan 94 internos, en algunos casos hasta 6 por celda, sin camas, y el 90 por ciento no tiene colchones o los que tienen están completamente deteriorados. 

La presentación del MNP refiere igualmente que las condiciones higiénicas del pabellón son deplorables, ninguna de las instalaciones sanitarias comunes y de las celdas se encuentra en estado de conservación mínima; el suministro de agua corriente no es constante; para el suministro de energía eléctrica, la conexión no es segura (extremadamente peligrosa). También se constató que la ventilación y la circulación de aire son insuficientes; que no se cuenta con un sistema de detección de incendios; y que la comida que se sirve carece de calidad y variedad mínima para la alimentación adecuada y digna para un ser humano.           

Este pabellón alberga una población carcelaria excluida, en su mayoría trasladados de las penitenciarías de Tacumbú, Emboscada y Juan Antonio de la Vega, estando sus causas, juzgados y defensores en las circunscripciones judiciales de la capital y de Central. 

El MNP resalta que “las condiciones infrahumanas de reclusión constituyen en sí mismas formas de tortura prohibidas por la Constitución de la República del Paraguay y los tratados internacionales ratificados por la República. Los órganos y tribunales de cumplimiento de los tratados han determinado que hubo una violación al trato humano debido por el Estado a las personas privadas de libertad cuando se constató, entre otras situación, el hacimiento, la falta de luz natural y ventilación, alimentación inadecuada o inapropiada, falta de colchones, condiciones de higiene inadecuadas, atención médica inapropiada y la falta de instalaciones de recreación o educación”. 

Creado por Ley Nº 4.288/11, el MNP tiene el fin de prevenir prácticas o situaciones que puedan ser propicias, faciliten o puedan derivar en torturas u otros tratos o penas crueles, inhumanos o degradantes hacia personas privadas de libertad o en situación de encierro o custodia. 

Para mayor información, contactar con el comisionado Dante Leguizamón  

Tel.: +595 21 207053 / 4

Cel.: +595 981555430

Página 7 de 19